Andrés Manuel López Obrador Presidente

By on 02/11/2018

El día uno de diciembre tomará protesta ante el Congreso de la Unión, así como ante todos los mexicanos, como Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, Andrés Manuel López Obrador. Por primera vez, en más de treinta y seis años, se siente confianza en el nuevo gobierno. Denominada por el presidente electo como “La Cuarta Transformación”, y combatiendo de frente a la corrupción surge la esperanza de la justicia social.

Antes de iniciar su mandato, Andrés Manuel López Obrador en su recorrido por la nación, agradeciendo el voto ciudadano que le otorgó el triunfo, aseguró que todas sus promesas de campaña serán una realidad. De hecho ya comenzó con algunas, que son compartidas con el sentimiento social. Como suspender las pensiones vitalicias de los ex presidentes de México, que por cierto tiene muy enfadado a Vicente Fox. Otra promesa fue suspender la construcción del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México, porque según analistas en la materia, es un problema su mantenimiento dadas las condiciones del subsuelo pantanoso, así como la destrucción de una zona ecológica natural.

Andrés Manuel López Obrador, restituirá la zona ecológica y acondicionará dos aeropuertos para atender el tráfico aéreo, mediante las pistas militares de Santa Lucía y la remodelación del de Toluca. Ésta decisión ha sido la más criticada porque la sometió a votación nacional, mediante una encuesta ciudadana, en la que participamos más de un millón de mexicanos. Con la crítica de columnistas, analistas y empresarios, que sobre todo cuestionaron la falta de conocimiento en cuanto a la construcción, pero lo cierto es, que la participación de los que hayamos sido, se consideró para cancelar la obra. Es importante precisar, que la manera de introducir a la opinión pública abierta, contribuye al enriquecimiento de la democracia.

Otra postura del presidente electo, es la de viajar en vuelos comerciales, ya que considera una ofensa hacia los mexicanos el haber adquirido una deuda millonaria en dólares, con la compra del avión presidencial tan lujoso, habiendo tanta pobreza y miseria. Esta postura le ha ganado más simpatía, con la gente que convive en los aeropuertos. Un hecho inédito en la historia de México, que un presidente elegido viaje con la gente común, y en vuelo comercial como cualquier otro individuo más. Es probable que con una agenda que lo obligará a cumplir con los compromisos internos y externos, tenga que desistir de ésta postura y probablemente deba aceptar viajar en un avión del gobierno federal. Esto lo sabremos a partir del próximo año.

Al exhibir lo ostentoso que ha resultado mantener a los ex presidentes, así como informar que son ocho mil los elementos que componen al Estado Mayor Presidencial, quienes están encargados de la seguridad de los ex presidentes, del presidente en turno y funcionarios federales, fue recibido con agrado sobre todo por los más marginados del país, por lo que desaparecerá el día de la toma de protesta de AMLO, integrándose a la Secretaría de la Defensa Nacional. El presidente electo se congratula con la gente en sus presentaciones masivas, sosteniendo que el pueblo lo protege y lo cuida. Independientemente de que existe seguridad discreta para su protección, y diez hombres y mujeres que lo cuidan, la alusión que hace sobre su seguridad, invita a participar al pueblo, ocasionando un puente entre el presidente y los mexicanos.

Habrá recursos para los más necesitados. Habrá préstamos a la palabra. Se confiará en las declaraciones de los contribuyentes. Y nadie ganará como sueldo y prestaciones, cantidad superior a la que obtenga el Presidente de la República, mismo que estará topado con 108 mil pesos mensuales. Esto será regulado por la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, que ya está lista para su publicación y aplicación. Los más afectados en ésta decisión son los Ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, cuyos sueldos y prestaciones son de 500 mil pesos mensuales.

Así viene el nuevo gobierno. Con ejemplo y coherencia en actitud frente al pueblo que se siente escuchado, abierto al diálogo y en contacto directo con el Jefe del Ejecutivo. Falta analizar y ver, cómo se controlará el gasto público que depositará en la confianza de sus delegados estatales. Pues no habrá más delegado que el del estado que corresponda. En Chihuahua el cargo y la confianza, se depositan en Juan Carlos Loera de la Rosa. Una responsabilidad que implica un gran equipo de colaboradores honestos y leales a los principios establecidos por AMLO, pues también habrá castigo para quien incumpla.

Deja un comentario:
Héctor Molinar Apodaca

Abogado especialista en Gestión de Conflictos y Mediación.

You must be logged in to post a comment Login