¿Eres Aficionado a los Drones?

By on 06/10/2016
dron-mavic

Mavic Pro

Mavic Pro te va a gustar, por que está diseñado para poder recogerse y caber en una mochila. Los brazos y las hélices se recogen consiguiendo que dron se convierta en algo que asemeja a una caja de zapatos, según nos cuentan. Cuando se abre, Mavic recuerda a cualquiera de sus hermanos Phantom. Se maneja de manera fácil y ágil, su respuesta es inmediata y en el llamado modo Sport es capaz de conseguir una velocidad de hasta 64 kilómetros hora (un poco más lento que el Phantom 4 pero más que suficiente para disfrutar igualmente de la experiencia). Junto en el lado contrario encontramos el llamado modo Trípode, que baja la velocidad máxima a 3.6 km/h y reduce la sensibilidad de los controles tanto para permitir un posicionamiento preciso para la toma de una fotografía como para facilitar el vuelo en lugares cerrados o muy estrechos.

En cuanto a las capacidades de captura, Mavic Pro graba vídeo a 4K a 30 fps y a 1080p a 120 fps, con una distancia mínima de enfoque de sólo 0.5 m. Viene con una cámara de 12 megapíxeles con soporte RAW y puede ser rotada 90 grados para usar un nuevo modo retrato con el que tomar fotografías y vídeos verticales. El dispositivo disfruta de un estabilizador en 3 ejes para hacer fotos y vídeos sin temblores.

Para evitar colisiones no deseadas, el dron cuenta con una red de cinco sensores de imagen que detectan obstáculos a distancias de hasta 15 metros mientras vuela a velocidades de hasta 36 km/h. También usa sensores de imagen orientados hacia abajo y lectores barométricos para detectar un aumento de la inclinación bajo el dron y moverlo en caso necesario de manera automática a una altura segura. El Mavic Pro es capaz de mantenerse estable con vientos de hasta 38.5 km/h y usa el sistema de geoperimetraje de DJI GEO para identificar áreas restringidas, impidiendo automáticamente el vuelo en lugares que puedan causar problemas de seguridad. Esto te ayudará  a tener un mejor conocimiento de las áreas en las que vuela, sabiendo dónde y cuándo hacerlo.

Mavic Pro viene con su propio mando (también plegable, faltaría más) con un rango de alcance de 7 km y soporte para streaming a 1080p con el acople de un teléfono -aunque este no es necesario para su uso. Esto permite que puedas hacer retransmisión en Facebook Live, Periscope o YouTube a través de la app DJI GO -nos cuentan que la latencia entre la cámara de Mavic y lo que se ve en la pantalla del smartphone es prácticamente inexistente. El mando incluye unas palancas que proporcionan información táctil para alertarte de los obstáculos y en caso de que sueltes los controles, por la razón que sea, el dron se queda en modo en vuelo estacionario.

Los accesorios del dron no acaban aquí. Mavic viene acompañado también de unas gafas, las DJI Goggles – sobre estas líneas-, que te mostrarán una visión de 90 grados desde el dron a 1080p delante de tus ojos. Las gafas usan OcuSync para mostrar el vídeo directamente desde el Mavic Pro y no desde el control remoto, consiguiendo así reducir el retraso de la imagen a solo 80 milisegundos. Las Goggles ofrecen una experiencia totalmente inmersiva y es que si miras hacia abajo harás que la cámara del dron se incline también hacia abajo mientras que si diriges tu mirada hacia la derecha o izquierda hará que cambie la dirección del vuelo.